SATSE: “Los equipos Covid-19 en los centros escolares deben contar con una enfermera o enfermero”

12 junio 2020
Enfermera escolar toma la temperatura de una niña con mascarilla contra el COVID 19

El Sindicato de Enfermería denuncia que se proponga la creación de un equipo “Covid-19” en el que formen parte distintos miembros de la comunidad educativa y no se incluya a una enfermera o enfermero.

El Sindicato de Enfermería, SATSE, ha reclamado que el protocolo que el Gobierno espera consensuar con las consejerías de Educación de las comunidades autónomas sobre la vuelta al colegio contemple finalmente la propuesta de incorporar una enfermera en los centros educativos del conjunto del Estado para que pueda formar parte del equipo “Covid-19 que trabajará en evitar riesgos para la salud y seguridad de niños, niñas y jóvenes.

SATSE ha criticado que el protocolo sobre “Medidas de prevención, higiene y promoción de la salud frente a la covid-19 para centros educativos en el curso 2020-2021” que ha planteado el Ministerio de Educación a las comunidades autónomas no contemple la implantación de la figura de la enfermera escolar como profesional sanitario que preste la atención y cuidados necesarios a los alumnos y alumnas.

En este sentido, el Sindicato ha denunciado que se proponga la creación de un equipo “Covid-19” en el que formen parte distintos miembros de la comunidad educativa y no se incluya al profesional sanitario que, por conocimientos, competencia y cualificación, garantice la mejor respuesta a las necesidades asistenciales y de prevención y promoción de la salud que existen en todos los centros escolares, especialmente en el nuevo curso donde la posibilidad más que fundada de que se produzcan nuevos rebrotes de la enfermedad es evidente. Al respecto, SATSE recuerda que desde el propio Ministerio de Sanidad se ha insistido en que hay que preparar con mucho cuidado la vuelta al colegio y que hay que reducir los riesgos “al máximo”.

 

“Si siempre ha resultado necesaria la presencia de, al menos, una enfermera o enfermero en cada centro escolar, ahora lo es más si cabe, ya que evitaría que sean miembros de la comunidad educativa, como los profesores, a lo que se les cargue con la responsabilidad de alertar, vigilar y establecer medidas de prevención ante posibles casos de alumnos y alumnas con síntomas compatibles de la Covid-19”, apuntan.

El Sindicato de Enfermería considera que el motivo principal por el que el Gobierno y las consejerías de Educación y Sanidad de las autonomías no se deciden a generalizar esta figura en los centros escolares es meramente económica cuando sólo tendría un coste estimado de 16-20 euros al año por habitante.

Se trata, según el Sindicato, de un coste “irrisorio” si se compara con los beneficios en salud que supondría contar con una enfermera o enfermero, en el actual escenario de pandemia y en cualquier otro periodo, por los miles de millones de euros que generan a nuestro sistema sanitario público distintos problemas de salud que puede prevenir (Obesidad, diabetes, consumo de alcohol y  sustancias estupefacientes…)

Asimismo, desde la organización sindical se insiste en que, ante la mayor dificultad que existe para que la población escolar, fundamentalmente, la de menor edad, cumpla las indicaciones sanitarias pertinentes y se sienta protegida, el contar con una enfermera o enfermero en el propio centro que informe, oriente, alerte y vigile la evolución de este grave problema de salud pública, no solo ante los alumnos y alumnas, sino al resto de la comunidad educativa, resultaría una cuestión de vital importancia.

Por ello, el Sindicato de Enfermería confía en que las autoridades competentes finalmente tomen la decisión acertada y posibiliten la implantación progresiva a partir del próximo curso 2020-2021 de la enfermera escolar en todos los centros educativos como garantía de la protección de la salud de millones de niños, niñas y jóvenes  y para dificultar un nuevo rebrote de la Covid-19 en nuestro en la comunidad escolar y en nuestro país.